GOIZ ARGI

(Número 6. Zenbakia - Maiatza 2000 Mayo)

Artxibo doc

Sombras chinescas y sombra franquista

Hace todavía unos cuantos años, Txema Montero siendo un alto responsable de las conexiones internacionales de HB, mostraba sus deseos de que "Ojala! conociéramos los vascos una democracia como la de la República Democrática Alemana".

Al cabo del tiempo, fabrica su expulsión de HB y en connivencia con la dirección de la coalición monta un vodevil mediático que hace creer a mucha gente que junto al abandono de la organización hace dejación también de las ideas y de los objetivos marxistas. Al poco tiempo, aparece en las proximidades del PNV, concretamente en la Fundación Sabino Arana. Y por último, desde Andoain, en presencia de Joseba Egibar, lanza la teoría soberanista.

En DEIA del 2 de mayo de 2000, escribe el artículo "Sombras chinescas". En él, Montero destaca de la teoría maoísta, la "Contradicción Principal" y "Los aspectos principales de la contradicción". En la segunda incluye un calculado error porque en una contradicción que únicamente se compone de dos aspectos no puede existir 'aspectos principales'; sino que uno de los aspectos es, necesariamente, el aspecto principal o dominante y el otro, secundario (aunque necesario, para que la lucha entre ambos aspectos de la contradicción pueda darse).

Entre perfiles malintencionados -comparar Mao con la dinastía Ming lo es- y errores bien calibrados con el fin de embolar el filo del análisis marxista a los no familiarizados con ella, considera "gran aportación teórica" de Mao al desarrollo del materialismo dialéctico el que promueva una alianza táctica de los revolucionarios con su enemigo de clase, la burguesía nacional, para combatir al enemigo principal en aquél momento: el militarismo japonés y sus aliados chinos. No olvida Montero que, al par que se luchaba contra los japoneses, se debía combatir las flaquezas de su aliado -enemigo de clase- con el fin de liderar la lucha antijaponesa y ganar posiciones sociales.

En visión marxista, a la 'burguesía como clase' hay que combatirla. Y se le combate por partes. La Contradicción Principal determina siempre el 'enemigo principal' al que combatir en un momento determinado del proceso. Este enemigo será siempre un sector de la 'la burguesía' y no hay alianza posible con ella. Pero el combate será más eficaz si a esa lucha se incorporan otros sectores del 'enemigo de clase' y que, en ese momento, no son 'el enemigo principal'.

(Busque el lector, por comparación de párrafos, otra de sus calculadas distorsiones desinformadoras: "justificaba (Mao) una alianza táctica con el enemigo principal, la burguesía china a fin de expulsar a los invasores japoneses sin olvidar al tiempo la lucha, 'clase contra clase', que frente a esa misma burguesía habría, siempre, que mantener").

Veamos cómo aplica la teoría de la contradicción en otra versión distorsionada:

Atribuye los motivos de ETA para la publicación del "presunto, principio de acuerdo" entre ETA y PNV-EA, a lo siguiente: " La actual publicación es, a mi entender, el instrumento de una evidente estrategia tendente a 'profundizar en las contradicciones', aún fortaleciendo coyunturalmente al 'enemigo principal' -esto es el Gobierno Español-' para así debilitar al hasta ahora aliado y obtener fuerzas propias de la flaqueza de aquel. Puesto negro sobre blanco y en la visión de ETA: como el PNV y EA no aceptan nuestro camino de construcción nacional, generamos contradicciones en su seno y en virtud de su debilitamiento, quizás escisión, engrosaremos nuestras filas y, sobre todo, clarificaremos el panorama político polarizando el país: de un lado nosotros -los verdaderos abertzales- por el otro, ellos -los españoles, vergozantes o confesos-. De este modo poco importa, contradicción secundaria, que por el momento el Estado Español se fortalezca, que el lehendakari próximo sea 'españolista' o que la negociación política se postergue."

En su día, en el MLNV, se determinó que la Contradicción Principal era -sigue siendo- el Estado Español. Es truculento y, engañoso, afirmar que "poco importa, contradicción secundaria, que por el momento el Estado Español se fortalezca". ┐Puede aportar Montero alguna prueba de que durante la fase en que el militarismo japonés fue considerado 'enemigo principal' del proceso revolucionario fuera fortalecido por el PC chino siquiera coyunturalmente? A quien sí favoreció coyunturalmente en China -a través de su política de Nueva Democracia- es a su enemigo de clase, la burguesía nacional china -y sólo a algunos de sus sectores- a fin de que combatieran mejor al militarismo japonés, al par que se nutrían de sus posiciones dubitativas.

Para el MLNV, en España, el PNV es una parte de la 'burguesia nacional' y en la etapa que estamos del proceso revolucionario -la Alternativa Democrática- no es 'enemigo principal' . Este papel corresponde al Gobierno de Madrid. Pero el PNV y EA son sectores de la burguesía que participan de las instituciones del Estado (Estatuto). En este sentido el papel de la Iniciativa del MLNV es antagonizar las contradicciones de PNV-EA con el 'enemigo principal', y no, como desinforma Montero, en el seno de PNV y EA, aunque la desazón en diferentes sectores de estos partidos sea inevitable. En la medida que ese antagonismo se vaya polarizando, debido a actuaciones de unos y otros, se da más consistencia a la 'alianza táctica de los revolucionarios con un sector de la burguesía' por lo que la posición de quien es 'enemigo principal' (Gobierno de Madrid) se debilita, al no contar con la fuerza del sector PNV-EA. Un elemento que ayuda a esa antagonización es la poca credibilidad estatutista del Gobierno del PP entre los nacionalistas, debido al incumplimiento de los compromisos por parte del Estado

Y decimos que Montero desinforma porque nos envía en dirección contraria al que ETA indica en sus papeles: "Por supuesto, era un instrumento dirigido contra los gobiernos francés y español" y "una trampa para la estategia de sumisión a España que habían desarrollado hasta entonces PNV y EA".

En este contexto tener un lendakari del PP lejos de fortalecer 'al enemigo principal' como indica Montero, lo debilita por falta de apoyo social nacionalista y de parte de los socialistas, que son los que obtuvieron el Estatuto. Socavar el Estatuto, es socavar el Estado español; fin último del proceso revolucionario y de la 'construcción nacional de Euskal Herria"

De modo que la Iniciativa se atañe estrictamente a los objetivos marcados por la Contradicción Principal. Una de las cosas que fortalece tal Iniciativa radica en el subjetivismo de los distintos significados que tiene el término 'la construcción nacional de Euskal Herria'. Lo que el PNV y EA (y Madrid) entienden de ello es distinto y contrario a lo que entiende el MLNV, pero seduce a algunos dirigentes nacionalistas (y de Madrid) ya que no ven en "Izquierda Abertzale" más que el 'carácter nacionalista' -aspecto secundario de la contradicción I.A.- que el franquismo y sus corifeos han determinado desde sus medios divulgadores, ocultando su aspecto principal de 'izquierda' que da naturaleza al conjunto. El PP y el PSOE han mantenido siempre, contra viento y marea, la concepción franquista apuntada. Esta sombra franquista junto con las sombras chinescas que distorsionadamente esparce Montero siembran el futuro de preocupación.

Respecto de los 'grandes cambios' Montero dice: "... el abandono del método, violencia por política, tiene carácter incondicional y es el resultado de un cambio de visión de las cosas que debatido entre los militares de la organización armada, ha sido asumido por los mismos" teniendo en cuenta que "son sólo una parte y no el todo de este Pueblo".

┐Qué condiciona la existencia de la violencia de ETA? Montero elude la pregunta para obviar la respuesta y que, la teoría de la contradicción responde como que es el otro aspecto de la contradicción, la violencia del Estado, la que condiciona la existencia de aquella. ETA, en cambio, sí contesta la pregunta: "Ante la situación descrita en la que no se 'activan suficientes fuerzas para abordar el proceso' y la 'opresión de los Estados francés y español', ETA da por concluido el alto el fuego". 'El cambio de visión de las cosas' que Montero alude solo puede darse cuando desaparezca la violencia del Estado 'burgués' y eso sólo vendrá con la victoria revolucionaria en todo el mundo (la Iniciativa incluye al Estado francés). Sólo en esas circunstancias, puede darse en el conjunto del Pueblo Revolucionario, del que ETA -recuerda Montero- es solo parte, el cambio 'violencia por política' incondicionalmente. Mientras tanto, más de lo mismo.

Por otro lado, mostrando las razones que no son, para que ETA publique sus papeles, Montero dice: "Siempre he sostenido que el gran cambio del MLNV solo vendrá del previo cambio de ETA. Vista la imposibilidad inmediata de los grandes cambios habrá de estarse a los pequeños y entre ellos la acogida que las propuestas políticas del PNV puedan tener entre las ahora recientemente desencantadas bases de EH. Si esto es así toda la experiencia de la negociación entre nacionalistas tendrá sentido, validez y será clave de futuro".

Apoyándose en trabajos de muchos estudiosos, Montero dice: "la gran aportación teórica de Mao al marxismo fue precisamente su adaptación del materialismo dialéctico hasta el punto que desde él y hasta el día de hoy los movimientos revolucionarios que en el mundo persisten siguen analizando las contradicciones políticas de acuerdo con la sistemática maoísta y de igual forma tratan de resolverlas". Ante esta gran afirmación, resulta obvio que "la acogida que las propuestas políticas del PNV puedan tener entre las ahora recientemente desencantadas bases de EH" no pasa de ser una chanza a costa del PNV ya que tanto ETA como EH previenen con continuas consignas esa eventualidad.

La chanza se transforma en cachondeo desabrido cuando 'contando' con la supuesta influencia del PNV en las bases de EH la "experiencia de la negociación entre nacionalistas tendrá sentido, validez y será clave de futuro" en un contexto en que, para Montero, es claro que en ETA "la negociación se formula así como lo que siempre fue, un medio para la acumulación de fuerzas, no un instrumento para la resolución del conflicto".

Magnificando tanto las distensiones dentro del MLNV como la supuesta influencia del PNV en las desencantadas bases y que nunca llega a nada Txema Montero no sólo no apoya al PNV sino que, al amparo de la concepción franquista del 'nacionalismo-separatista de ETA', se hace protagonista del deleite que siente el verdugo cortacuellos de su leyenda china y está diciendo: "Señores del PP, PSOE, PNV y EA inclinen sus cabezas, por favor".

Colectivo "Asier Etxegoien"